Informacion

10 maneras de promover el aula autodirigida

10 maneras de promover el aula autodirigida

Los maestros de primaria eficaces promueven un aula autodirigida para que sus alumnos sepan que si no pueden resolver un problema o encontrar una respuesta, tendrán las herramientas para hacerlo ellos mismos. Aquí hay 10 consejos para ayudarlo a promover un salón de clases donde sus estudiantes sean autosuficientes, seguros de sí mismos y sientan que pueden hacer cualquier cosa por su cuenta.

Promueva una actitud de "puedo"

Enseñar a sus alumnos a superar la decepción es una de las mejores lecciones que les pueden enseñar en su vida. Cuando los estudiantes enfrenten desilusión, enséñeles a analizarla y mirar el panorama general. Enséñeles a hablar sobre cómo se siente para que puedan superarlo. Inculcar una actitud de "yo puedo" les ayudará a saber y comprender que pueden hacer cualquier cosa.

Permitir que el estudiante falle

Fracasar generalmente nunca es una opción en la escuela. Sin embargo, en la sociedad actual, puede ser la respuesta para lograr que nuestros hijos sean independientes. Cuando un estudiante practica el equilibrio en una viga o está en una posición de yoga y se cae, ¿no suele volver a levantarse e intentarlo una vez más, o hasta que lo consigue? Cuando un niño está jugando un videojuego y su personaje muere, ¿no siguen jugando hasta que llegan al final? El fracaso puede ser el camino hacia algo mucho más grande. Como maestros, podemos darles a los estudiantes espacio para que fallen y permitirles aprender a levantarse y volver a intentarlo. Dé a sus alumnos la oportunidad de cometer un error, permítales luchar y hágales saber que está bien fracasar siempre y cuando vuelvan a subir e intenten nuevamente.

Líderes de estudio y modelos a seguir

Tómese el tiempo de su ocupado plan de estudios para estudiar a los líderes y modelos a seguir que perseveraron. Estudie a personas como Bethany Hamilton que se mordió el brazo en un ataque de tiburón, pero continuó compitiendo en competencias de surf. Encuentre un ejemplo de perseverancia en el mundo real que ayude a sus alumnos a comprender que las personas fracasan y pasan por tiempos difíciles, pero si se levantan e intentan nuevamente, pueden hacer cualquier cosa.

Haga que los estudiantes crean en sí mismos

Dé a los alumnos afirmaciones positivas de que pueden hacer cualquier cosa que se propongan. Digamos que uno de tus estudiantes está reprobando una de sus asignaturas. En lugar de decirles que existe la posibilidad de que fracasen, edifíquelos y dígales que sabe que pueden hacerlo. Si el alumno ve que usted cree en sus habilidades, pronto también creerá en sí mismo.

Enseñe a los estudiantes a salir de una mentalidad negativa

Si desea un aula en la que sus alumnos aprendan de manera autodirigida, debe deshacerse de los pensamientos y creencias negativos que están en su cabeza. Enseñe a los alumnos a ver que sus pensamientos negativos solo los detienen de donde necesitan estar o quieren ir. Entonces, la próxima vez que sus estudiantes se encuentren con una mentalidad negativa, podrán salir de todo por sí mismos y ser conscientes de sus acciones y pensamientos.

Dar retroalimentación actual y frecuente

Intente dar retroalimentación a los estudiantes lo antes posible, de esta manera sus palabras resonarán con ellos y estarán más dispuestos a hacer cambios si es necesario. Al dar retroalimentación inmediata, sus estudiantes tendrán la oportunidad de implementar sus sugerencias de inmediato y realizar los cambios que necesitan para ser un alumno autodirigido.

Refuerce la confianza de los estudiantes

Refuerce la confianza de sus alumnos discutiendo sus fortalezas y habilidades con ellos. Encuentre algo sobre cada uno de los estudiantes que pueda celebrar, esto ayudará a aumentar su confianza. La construcción de confianza es una forma conocida de aumentar la seguridad de los estudiantes y hacerlos sentir más independientes. ¿No es eso lo que es un alumno autodirigido?

Enseñe a los estudiantes cómo manejar sus metas

Para promover un aula autodirigida donde los estudiantes sean autosuficientes, debe enseñarles cómo manejar sus propios objetivos. Puede comenzar ayudando a los estudiantes a establecer metas pequeñas y alcanzables que se puedan lograr con bastante rapidez. Esto les ayudará a comprender el proceso de establecer y alcanzar una meta. Una vez que los estudiantes comprendan este concepto, puede hacer que establezcan objetivos a más largo plazo.

Aprenda algo nuevo juntos

Para ayudar a cultivar un salón de clases donde los estudiantes aprendan independencia, intenten aprender algo nuevo juntos como clase. Los estudiantes aprenderán observando la forma en que usted aprende. Lo verán aprender a través de sus técnicas, lo que les ayudará a obtener ideas sobre cómo pueden hacerlo por su cuenta.

Dale voz a tus alumnos

Su salón de clases debe preparar el escenario para que los estudiantes se sientan lo suficientemente cómodos como para tener voz. Haga de su entorno de clase un lugar donde los estudiantes sean libres de expresar lo que piensan. Esto no solo los hará sentir más empoderados, sino que también los ayudará a sentirse parte de una comunidad en el aula, lo que ayudará a reforzar su autoconfianza y, a su vez, los ayudará a convertirse en aprendices más independientes.